Siglos de historia en Jerash

Situada a 48 Km al norte de Amman, sus ruinas representan una de las ciudades romanas más importantes y mejor conservadas de Oriente Próximo.


Recientes excavaciones muestran que Jerash ya estaba habitada durante la Edad del Bronce y la Edad del Hierro (3200 a. C. – 1200 a. C.). Después de la conquista romana, en el año 63 a. C., Jerash y sus contornos fueron anexionados a la provincia romana de Siria, y más tarde se integró en la Decápolis. En 90 d. C. se incorporó a la provincia de Arabia, que incluía la ciudad de Filadelfia (actual Amman). Los romanos garantizaron la paz y la seguridad en el área, lo que permitió a sus habitantes dedicar su tiempo y sus energías al desarrollo económico y a la construcción.

En la segunda mitad del siglo I, la ciudad de Jerash alcanzó una gran prosperidad. En 106 durante el mandato del emperador Trajano se construyeron calzadas que atravesaban las provincias, lo que incrementó en los años 129-130 actividades comerciales que llegaron y se establecieron en la ciudad. Su sobrino, el emperador Adriano, visitó Jerash, una inscripción en latín registra la dedicatoria religiosa hecha por los miembros de la guardia imperial que invernaron allí. El arco de triunfo (o Arco de Adriano) fue erigido para solemnizar la visita. Jerash está considerada uno de los emplazamientos más grandes y mejor conservados de la arquitectura romana en el mundo fuera de Italia.

El Arco de triunfo de Jerash o Arco de Adriano

Además del arco de Adriano, los monumentos más destacados de la ciudad son: el circo / hipódromo, dos inmensos templos dedicados a Zeus y Ártemis, el Foro, de forma oval, y rodeado por una hermosa columnata; una larga avenida columnada, dos teatros (el gran Teatro del Sur y el más pequeño Teatro del Norte), dos baños, varios templos de menor importancia y unas murallas casi completas. La mayor parte de estos monumentos fueron construidos gracias a donaciones de los habitantes más ricos de la ciudad.

Desde 350 hubo en la ciudad una importante comunidad cristiana y entre 400 y 600 se construyeron más de trece iglesias, muchas de ellas con ricos suelos de mosaico. La catedral fue construida en el siglo IV. Por la calidad y grado de conservación de sus restos arqueológicos, se ha llamado a Jerash la Pompeya asiática. Es la segunda principal atracción turística de Jordania, después de Petra.

El número de turistas que visitaron la antigua ciudad de Jerash alcanzó los 214.000 durante 2005. El número de turistas no jordanos fue de 182.000 el año pasado. El Festival de Jerash es una celebración anual de la cultura árabe e internacional durante los meses de verano, presentando recitales de poesía, representaciones teatrales, conciertos y otras formas de expresión artística. El lugar de celebración del festival se encuentra dentro de las antiguas ruinas de la ciudad.

El Festival de Jerash es una celebración anual de la cultura árabe e internacional durante los meses de verano

Jerash se ha desarrollado extraordinariamente en el último siglo con la creciente importancia de la industria del turismo en la ciudad. Convertida en la segunda atracción turística más popular en Jordania, muy cerca de las espléndidas ruinas de Petra. En el lado oeste de la ciudad, que contenía la mayoría de los edificios representativos, las ruinas se han preservado cuidadosamente y se han salvado de la invasión, con la ciudad moderna extendiéndose al este del río que una vez dividió el antiguo emplazamiento de la ciudad en dos. Recientemente, se ha expandido para incluir muchas de las áreas circundantes.

Además, Jerash se ha convertido en un destino para muchas oleadas sucesivas de migrantes extranjeros. La primera ola comenzó a finales del siglo XIX con grupos de circasianos, seguidos durante la primera mitad del siglo XX por los sirios, todos acampando cerca de las antiguas ruinas. Los nuevos inmigrantes han sido acogidos por la gente local y se establecieron en la ciudad impulsando su crecimiento de nuevo. Más tarde, también fue testigo de oleadas de refugiados palestinos que llegaron entre 1948 y 1967.

Es por ello que la ciudad cuenta con una población étnicamente variada, y una rica diversidad cultural. La mayoría de la población es musulmana, sin embargo, el porcentaje de cristianos (ortodoxos y católicos) es ligeramente más alto que algunas otras ciudades en Jordania. Según el último censo nacional en 2015, la población de la ciudad es de 50.745 habitantes, mientras que la población de la provincia cuenta con 237,059.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>